Mi adolescente me roba, ¿qué hago?

MI HIJO ADOLESCENTE ME ROBA, ¿QUÉ HAGO?

Un día, en tu cartera faltan veinte euros. Piensas que los has perdido, o que has utilizado el billete sin ser demasiado consciente. Pero unos meses después vuelve a suceder. Y ahí ya empiezas a tirar del hilo, y acabas sospechando. Mi adolescente me roba, ¿qué hago?

Robar es grave, y hace que nos salten todas las alarmas. Muchas veces desde este blog te animo a que pases por alto determinadas conductas de tu adolescente, a que no luches todas las batallas, pero robar algo que debes afrontar, sin lugar a dudas.

Sin embargo, antes de continuar, me gustaría matizar un par de aspectos:

Lo primero, tranquilidad: por quitarte un billete de la cartera un día, tu hijo de 15 años no va a terminar siendo un delincuente.

Lo segundo, que dejes de lado la ira y los juicios y te centres en las razones que han llevado al robo. Porque es más eficaz atacar a la causa que solo al síntoma.

No es fácil. Pero te doy unas pautas.

¿POR QUÉ ROBAN LOS ADOLESCENTES?

En la adolescencia hace su aparición el pensamiento abstracto; con él, la capacidad de comprender conceptos complejos, la empatía y el sentimiento de justicia. Adolescente robando

Pese a ello, los pequeños robos son, como muchas otras conductas antisociales, relativamente frecuentes a partir de los 13 o 14 años, y más en varones.

¿Tiene esto algún sentido? Sí, lo tiene. El culpable es, como siempre, el cerebro adolescente.

El adolescente se encuentra en pleno proceso de individuación (de separación de los padres y adquisición de su propia personalidad); además, su corteza frontal está aún inmadura, por lo que no termina de controlar sus impulsos (el control de impulsos radica, precisamente, en la corteza frontal, de manera que, hasta que esta no está desarrollada, el cerebro se va a guiar por las emociones y por la recompensa inmediata).

Las causas que pueden llevar a un adolescente a robar son muy diversas:

1.Deseo de mostrar oposición a la autoridad e independencia

En la adolescencia, se descubren sistemas de valores diferentes de aquellos donde el adolescente se ha educado; esto, unido a la capacidad para el razonamiento abstracto, provoca que en ocasiones los adolescentes pongan en duda los límites y normas familiares.

Robar dinero a mamá o papá es, en este contexto, una manera (equivocada, de más está decirlo) de mostrar independencia.

2. Necesidad de correr riesgos

La adolescencia es, biológicamente, una etapa de independencia, y para independizarse es necesario ir hacia lo desconocido, no acomodarse: correr riesgos.

Robar podría formar parte de este juego de desafío y adrenalina que tanto necesita su cerebro.

3. Búsqueda de popularidad entre iguales

En la adolescencia la opinión de los iguales empieza a importar, en ocasiones mucho más que la de la propia familia.

A veces, el mero hecho de robar puede dar estatus social, popularidad, por llevar aparejada la valentía frente al riesgo.

Otras, el estatus social viene dado por la posesión de un determinado objeto (y el adolescente roba para obtenerlo).

4. Necesidad de sentir la aceptación de los iguales

Hay también casos de adolescentes que roban para ofrecer a sus iguales regalos materiales y con ello comprar, de alguna manera, su amistad. (Si quieres saber más, te recomiendo leer este post sobre las malas compañías)

5. Sentimiento de no pertenencia

Cuando un adolescente se siente desconectado de su familia, o víctima de una injusticia, puede robar para vengarse, de algún modo, porque siente que a nadie le importa lo que haga. 

De alguna manera consideran que, puesto que están heridos, pueden herir a otras personas: un ciclo de venganza del que es muy difícil salir.

Madre enfadada

CÓMO ENFRENTARSE AL PROBLEMA

Que tu adolescente robe es un problema que da miedo, sí, aunque la mayoría de las veces solo significa que le faltan habilidades de resolución de problemas, o que es víctima del escaso desarrollo de su corteza frontal.

Pero en este tema no se puede mirar para otro lado ni puede haber dejación de funciones. Debes actuar.

Actuar no significa lo que quizá estés pensando. Ni echarle la bronca, amenazarle, darle la charla o castigarle. El asunto ya es lo suficientemente importante como para no hacer de ello, además, una lucha de poder.

Te aconsejo que:

  • Lo coloques ante los hechos, sin paños calientes

Si sabes que ha robado, no se lo preguntes: lo estás poniendo entre la espada y la pared. Más bien, pon los hechos sobre la mesa con claridad y de forma calmada: “Me has cogido 20 euros de la cartera y quiero saber en qué los has gastado”.

  • Muestra compasión

¿Robaste alguna vez en tu adolescencia? Quizá sea el momento de decírselo a tu adolescente, especialmente si salió mal. 

No se trata de minimizar el robo, sino de transmitirle que entiendes que ha sido un error, y que como tal lo vas a tratar. Y, sobre todo, que este error no lo invalida a él como persona: que debe asumir las consecuencias, sí, pero no es menos por lo que ha hecho.

  • Dale una salida digna

Si hay algo que te desaconsejo hacer con tu adolescente, en cualquier circunstancia, es dejarle sin salida. Debes cuidar su autoestima, dándole una posibilidad real de solucionar las cosas.

Nada de “te quedas sin paga hasta que me des el dinero”, y mucho menos sin tele o sin salir: esto solo provocará que se enfade, y quizá que salga a escondidas o pida dinero a los amigos (endeudándose y aumentando las posibilidades de volver a robar).

Puedes, sin embargo, decir algo como “si antes de mañana por la mañana vuelvo a tener los 20 € me olvido de todo” o, si sabes que se lo ha gastado, ofrecerle que te lo vaya devolviendo con su paga semanal. 

Pero sé realista: aunque tarde meses en darte el dinero, deja que su paga siga siendo suficiente para afrontar sus gastos: que pueda asumirlo. Id apuntando lo que te entrega para poder llevar un control.

CÓMO EVITAR QUE TU ADOLESCENTE VUELVA A ROBARTE

Si has podido indagar en las causas por las que tu adolescente roba, probablemente ya tengas claro que, una vez establecido el plan para devolver el dinero, lo más importante es trabajar en esas razones.

Creo que, como en muchas otras cosas, la clave está, siempre, en el equilibrio entre algunos puntos:

  • Mostrar amor incondicional:

Es de vital importancia que tu adolescente sepa siempre que le quieres. Y no basta con que se lo digas (a veces, ni siquiera querrá oírlo): debes demostrárselo preocupándote por sus cosas, por sus amistades, por sus aficiones.

El amor incondicional por tu adolescente es, además, su mejor fuente de autoestima. Un adolescente que se siente amado será capaz de amarse a sí mismo. Y probablemente, cuando se ame a sí mismo, será capaz de ignorar algunas presiones del grupo.

  • Ser muy realista con las consecuencias:

Los adolescentes, como decíamos antes, son capaces de razonamiento abstracto, por lo que podemos ser muy claras al advertirles de las consecuencias de sus actos. También al establecer nuestros propios límites: por ejemplo, si contraen una deuda porque deben devolver algo robado, no les vamos a prestar dinero para ello, pero sí les ayudaremos a trazar un plan para conseguirlo de forma honesta.

  • Ser ejemplo:Dar ejemplo

Si no quieres que tu adolescente robe, no debes mostrar medias tintas en este sentido. Si tu adolescente ve que no devuelves el dinero que te han dado de más en el supermercado o que no le dices al camarero que se ha olvidado de cobrarte una cerveza, recibe un mensaje confuso.

Por otro lado, si tu adolescente ha robado porque el dinero del que dispone es menor que el que tienen sus amistades (y no quieres o no puedes ajustar su paga), puedes ayudarle a encontrar algún trabajo puntual, para que pueda pagarse esos gastos extra. Así también le estarás enseñando el valor del dinero.

MI HIJO ROBA: ¿CUÁNDO ME PREOCUPO?

Aunque en Adolescencia Positiva nos gusta lanzar un mensaje optimista acerca de la adolescencia, es verdad que en ocasiones sí debemos preocuparnos. En este caso, hay varias líneas rojas:

  • La conducta se repite a menudo. Una cosa es coger 20 € esporádicamente y otra muy diferente que se haga cada dos días.
  • No hay arrepentimiento.
  • Roba mucho dinero.

Y, por supuesto, siempre que veas otras conductas que te inquieten: aislamiento excesivo , problemas de sueño, de alimentación, otros comportamientos antisociales…

Además, si las cantidades son elevadas y la conducta se repite a menudo, podemos sospechar que esté sufriendo algún tipo de extorsión, incluso que esté consumiendo drogas o sea adicto a las apuestas.

Te aconsejo en estos casos, que no dudes en ponerte en manos de un psicólogo infantil, y del pediatra, para que te aconsejen en el camino.

No te culpes: tú no eres responsable de la conducta de tu adolescente. Pero sí de ayudarle a corregirla.

En todos los demás casos, permanece vigilante y ayúdale a afrontar las consecuencias de sus actos. Lo más probable es que se trate solo de uno o dos episodios aislados.

Cuéntame: ¿te ha robado tu adolescente alguna vez? ¿Cómo has reaccionado?

Y si tu adolescente, además, es retador, te aconsejo ver este vídeo podcast:

21 Comentarios. Dejar nuevo

  • Muchas gracias Diana por tu aportación y videos. Siempre encuentro algo que me ayuda a seguir en el intento.
    Besos.

    Responder
    • Un abrazo grande

      Responder
    • Isabel Torres
      junio 19, 2022 10:26 am

      Acabo de descubrir después de muchas sospechas que mi hija me roba , el muy antisocial y ha sufrido malos tratos de parte de su padre y ha sufrido mucho bullying pero yo ya la he llevado a muchos psicólogos intento ayudarle y no puedo más se ha echado unas amistades muy malas y también descubrí que fuma y ayer me robó 50€ estoy destrozada porque no se cómo actuar

      Responder
  • Mi adolescente terminó la eso y no quiere estudiar más ni ponerse a trabajar. Me huelo que me ha cogido algo de dinero, pero no puedo darle paga porque sería otro motivo para seguir son hacer nada.

    Responder
  • Mary Carmen García García
    febrero 28, 2022 3:55 pm

    ¿Y si los padres no disponen de saldo suficiente para esa paga semanal o mensual?
    ¿Y si ese hurto supone que esa semana no se puede comprar comida?
    Las consecuencias de estos actos puede agravar mucho la situación familiar.
    Se podría solventar indicando que haga actividades en casa (por poner un ejemplo).
    Pero, ¿ cómo se resuelve las consecuencias si el dinero ya está gastado?

    Responder
    • Gracias por tu aportación, Entiendo que si el hurto supone no comer, lo primero que debemos tener en cuenta es que en el momento que detectemos falta de dinero debemos responsabilizarnos para que no vuelva a suceder y guardar el dinero en un lugar al que nadie pueda acceder. Por otro lado, si ya ha gastado el dinero, no podemos crucificarlos ni echarlos de casa, más allá de hacerle trabajar dentro o fuera de casa no hay muchas otras posibilidades.

      Responder
  • Me ha venido al dedillo este post. Ayer mismo mi hijo de 12años le cogió a la abuela 10€ del bolso. Mi madre se dio cuenta y se lo pidió. No sé si se está convirtiendo en un hábito y estamos preocupados. A mi me ha cogido dinero varias veces de la cartera y a los abuelos. Y el caso es que no tiene picardía ninguna y lo pillo. No suele gastarlo. Estamos un poco desorientados, nos dice que no sabe por qué lo hace al preguntarle. Ya me planteo buscar ayuda externa.

    Responder
    • Espero que el artículo te haya dado algo de luz. Es normal que tu hijo no sepa ni por qué lo hace. Cuando se trata de un subidón de adrenalina, ellos mismos no saben ni explicarlo porque no conocen esto de la dopamina… quizá puedas explicárselo tú misma para que no llegue a sentirse mal y empiece a observarse cuando le entren ganas de tomar algo que no es suyo.

      Responder
  • Muchas gracias por este artículo. Creo que nos ayudará mucho, porque estamos haciendo lo contrario de lo que aconsejáis aquí, le quitamos la paga y le castigamos (mas por las notas), así que tenemos que cambiar muchas cosas para resolver este problema, y tengo algunas dudas. Mi hijo de 15 años lleva cogiendo cosas que no son suyas y dinero desde que era pequeño, le llevamos a un psicólogo que nos diagnosticó «síndrome del mediano», nos dio unas pautas, pero los episodios siguen repitiéndose, nos coge dinero de la cartera y recientemente la ha quitado algo valioso a un familiar que hace tiempo que quería tener. El problema es que siempre quiere más de lo que tiene, y tiene de todo, pero no de marca, lo que refleja el punto 3, «la búsqueda de popularidad entre iguales» es claramente lo que mas se ajusta a su problema. Cree que necesita tener cosas de marca y dinero para ser aceptado entre sus amigos. Pero puede haber algo mas. Las mentiras forman parte de sus argumentos, cuando le descubrimos, no confiesa hasta que está acorralado y no parece mostrar arrepentimiento, cuando le preguntamos porqué lo hace contesta que no lo sabe ¿Qué podemos hacer?
    muchas gracias

    Responder
  • Grisel Varela
    mayo 11, 2022 9:18 pm

    Mi esposo falleció hace 6 meses y mi hijo de 15 años me robo 7mil pesos sin darme cuenta, llegue a pensar que vendia droga xq se bufaba y me decía que nunca me faltarían nada. Pero ahora que lo noto era el dinero de los ahorros para la universidad. Que hago. Le he tenido tanta paciencia por el dolor que adolece de su padre. Pero se q eso de fantaciarse de vender para que nunca me falte nada también me preocupa.

    Responder
  • Mi hija de 13 años me ha robado. Le descubro cuando veo su billetera con dinero. Después de una mentira me contó la verdad y también me dijo que no ha sido la primera vez.
    Cómo debo manejar está situación? Por mi parte le he quitado el móvil como castigo.

    Responder
  • Hola Diana. Mi hijo me ha robado 470€. Me he dado cuenta hoy cuando he ido a cogerlo. Tiene 17 y fuma marihuana. Le he preguntado en que se lo ha gastado y me ha dicho en salir, comida, marihuana, tabaco etc… Le he dicho que le voy a restringir llamadas móvil y datos. Le he dicho justamente lo que te he escuchado que no debíamos decir. Le he dicho que estaba castigado y ha dicho que ja, no tiene paga en mucho tiempo, ni tabaco. Es rebelde y quiere volar muy rápido del nido. Que trabaje para pagarse sus cosas. Xq ni estudia ni trabaja. Estoy desesperada no se si lo estoy haciendo bien en o no. Me estoy volviendo loca.

    Responder
    • Hola Raquel. Siento mucho verte en esta situación, espero que no vaya a más. Desde luego lo ideal es que empiece a buscar trabajo y se pague él sus gastos. Seguir los pasos que te explico también en el post seguro que te ayudan en algo. Un abrazo y mucha suerte

      Responder
  • Mi hijo de 20 años empezó con depresión hace 3 años y lleva medicado y en tratamiento psicológico más o menos desde entonces .
    Siempre ha hablado mucho del suicidio, por lo que poner límites en casa se ha vuelto muy complicado (pandemia por medio) . Por otro lado se los salta todos. Nos manipula. Ha dejado los estudios a mitad de curso este año y tampoco trabaja. Como consecuencia le hemos quitado la paga. Fuma marihuana y alterna épocas de salir a todas horas con épocas de quedarse encerrado en casa jugando a videojuegos. Tiene una higiene personal bastante deficiente. Es una persona culta y con inquietudes pero no hace nada. No siente empatía por los demás. Pierde amigos por su actitud. Dice que el mundo y la vida que ve en la calle no le gusta.
    Ayer me desaparecieron de la cartera 300€. Estoy segura que fue él pero lo niega en rotundo y tampoco lo puedo demostrar. En otra ocasión también me desaparecieron 500€ pero
    hace bastantes años y no había vuelto a pasar.
    Estoy yendo a terapia desde abril porque ya no puedo más pero no veo mejoras. El lo dejó al cumplir los 18 pero desde hace dos meses, ha vuelto con otro psicólogo diferente.
    No sólo no sé cómo ayudarle sino que yo estoy cayendo en una espiral de tristeza y baja autoestima porque todo el mundo me dice que debería echarlo de casa.Estoy desesperada. Siento que se me ha roto la vida y tengo otro hijo adolescente nada problemático, que no entiende la situación en casa y que no se merece que su madre esté así. Me siento una madre horrible. Llevo dos dias llorando cada dos por tres y so sigo así voy a caer en depresión si es que no estoy ya.
    No sé qué hacer.

    Responder
    • Hola Hola, Realmente siento mucho tu situación y entiendo la desesperación que te embarga en este momento. Mi consejo es empezar por no tener dinero a la vista en casa. Si ya está yendo a un profesional, supongo que tratarán de ayudarlo y por supuesto a ti también te vendrá bien para no sentirte tan mal y poder atender también a tu otro hijo. Un fuerte abrazo y mucho ánimo.

      Responder
  • Hola,he leído tu artículo buscando ayuda.
    Soy madre de 2 hijos de 12 años y de de 6 años.
    Me divorcié hace 5 años del padre de los niños con el que tengo custodia compartida.
    He formado una familia con mi pareja que tiene un hijo de 10 años. Todos nos llevamos genial, pero desde hace varios meses
    Mi pareja y yo estamos preocupados porque mi hijo de 12 años siempre manejaba dinero.

    Hace cuestión de un año nos dimos cuenta de que su hucha se la había llevado a escondidas.
    La decepción fue bastante grande, le cayó una buena reprimenda,pero al fin y al cabo era suya.

    Hace una semana decidimos entre mi pareja, su hijo y yo abrir la hucha,no había ningún billete (calculamos que tendría sobre 600 o 700 euros en billetes)
    Solo quedaban unos 40 en monedas,
    Me dió un ataque de nervios.

    Abrimos la del pequeño, e igual, ninguna de las 2 tenía billetes.
    Entre las 2 huchas ha robado unos 1000 euros.
    Más el dinero de la suya,que calculamos entorno a 200 euros. En su día nos dijo que su padre le había dicho que se llevara la hucha de la casa de mamá que quería verla y que el padre le había cogido todo el dinero.
    ,en fin.ya no me creo nada.
    Ellos están ahora mismo los 15 días de vacaciones con el padre, hasta el día 16 no los veo,mi hijo de 12 años me ha comentado que quiere pasar el mes de julio con su padre. Creo que teme que nos hayamos dado cuenta del robo(fue bastante listo,ha sacado los billetes con unas pinzas. no ha roto las huchas)

    Estoy pensando en denunciarlo.

    Creo que va a ser lo mejor.

    Responder
    • Hola Carmen, si me permites un consejo, yo antes de denunciar trataría de resolver la cuestión de otro modo. Creo que primero hay que entender los verdaderos motivos que le han llevado a hacer esto para poder ayudarlo mejor. En cualquier caso, visto lo visto, no utilizaría huchas para sus ahorros, sino una cuenta bancaria donde nadie pueda sacar el dinero sin permiso de un adulto. Espero que podáis solucionar este tema sin tener que llegar a denunciar. Un saludo

      Responder

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.